Buscar
  • Happy Cat

Perro o gato, ¿cuál es la mejor decisión?


¿Típico, no?: Tus hijos piden un perro y prometen cuidarlo. Tu pareja no quiere una mascota porque sabe que tendrá que hacerse cargo de ella cuando pase el entusiasmo inicial. Y tú creciste en una casa donde siempre había un gato. "Catlovers" y "doglovers": ¿Quién gana la pelea?. Según los expertos, tomar la decisión de adoptar una mascota no es algo a la ligera: es una opción de largo plazo. Por lo tanto, hay una serie de factores que debes considerar.

Expectativa de vida:

- Gatos: Los gatos viven, de encontrarse sanos y, por supuesto, sin tomar en cuenta los accidentes, entre 15 y 25 años; promedio: 15 años.

- Perros: En tanto, los perros, dependiendo su raza y su estilo de vida, pueden vivir entre los 7 y los 20 años, con un promedio de vida de 12,5 años.

Tamaño:

- Gatos: Los gatos son bastante estándar en cuanto a sus dimensiones, independiente de sus razas. La mayoría pesa un promedio de 4 kilos.

- Perros: En tanto, la variedad de tipos de perros es mucho mayor. Los hay muy pequeños, como los Yorkshire terrier que van desde 3,5 kilos, hasta los San Bernardo, bastante comunes en Chile, que pueden superar los 120 kilos.

Cuidados requeridos:

- Gatos: Los expertos comentan que la independencia de los gatos también aplica a los cuidados que requieren. En general, un gato saludable necesita ir al veterinario a controles anuales para actualizar sus vacunas y realizar chequeos. Diariamente, además de su alimentación, es importante revisar sus ojos y orejas, limpiarlo (los gatos se bañan, igual que los perros; aunque se resisten más) y cuidar que sus hábitos no cambien drásticamente.

- Perros: Los perros son bastante similares, aunque debido a su naturaleza inquieta, tienden a tener más lesiones en sus extremidades y dentadura (aman jugar con rocas o morder troncos). Requieren que, también aparte de recibir una buena alimentación, nos preocupemos de sus orejas, dientes, ojos y de vigilar su ánimo y su apetito. En general, los perros son fan de los baños, por lo que se vuelve una actividad entretenida para la familia.

Alimentación:

- Gatos: Los gatos son bastante delicados de estómago y, además, comentan los dueños que son "regodeones". En general, requieren alimentos bajos en grasa y hay que ser cuidadosos con la sal. Sin embargo las abuelitas, que son las domadoras de gatos desde tiempos ancestrales, dicen que un tarro de jurel mezclado con sus croquetas es el secreto para gatos gorditos y felices. Por lo general, un gato come 3/4 de taza de alimento por día. Si consideramos un alimento "premium", con 200gr. por día, el costo estaría cerca de los $20.000 por mes.

- Perros: Por otro lado, los perros pueden ser un poco más complicados. Alimentos hay muchos en el mercado, pero no todos son igual de saludables. Los caninos no procesan bien las grasas ni algunos azúcares, por lo que hay que cuidar la proporción de nutrientes. Además, se tiende a compartir los alimentos humanos con ellos (sobre todo cuando ponen ojos suplicantes) y eso puede derivar en un problema médico mayor. Dependiendo de la raza, la cantidad de alimento puede ir desde los 300 gramos hasta cerca de 1 kilo al día. Por lo tanto, los costos pueden ir desde los $25.000 y podrían superar los $75.000 cada mes (considerando un alimento "premium").

Espacio:

- Gatos: Es un tanto obvio: los gatos son pequeños y se adaptan muy bien a espacios reducidos. Además, una vez que son adultos, se mueven mucho menos y si consideras que duermen en promedio, 14 horas por día, son perfectos para un departamento.

- Perros: Los perros, por otro lado, son mucho más activos y si bien hay muchos casos de éxito de perros felices y sanos que viven en espacios confinados, de todos modos necesitan muchas más caminatas y ejercicio para mantenerse saludables. Se recomiendan para casas con patio donde puedan correr, sobre todo si consideramos que durante la semana estarán solos una buena parte del día.

Higiene:

- Gatos: Los gatos aprenden, por instinto, a usar su caja de arena como baño para ocultar sus desechos. Por lo tanto, si te preocupas de mantener ese sector limpio, el olor y el aseo no debería ser un problema, incluso si tienes un espacio reducido.

- Perros: Los perros, en ese sentido, no son tan eficientes. Necesitan entrenamiento y refuerzo constante para adoptar costumbres. Además, tienen a hacer sus "necesidades" en un área bastante más extensa que la que usan los gatos. Por lo tanto, al menos durante los primeros años, puedes pasar rabias, sobre todo si vives en un departamento o una casa sin patio.

Relación con la familia:

- Gatos: Los gatos se aman a sí mismos, dicen los expertos. Tienen un instinto de auto preservación muy desarrollado. Cuidan su espacio vital y son regalones, tiernos y mimosos cuando ellos quieren. Cuando no... bueno, hay que tener curitas a mano.

- Perros: Los perros, por otro lado, son cariñosos por naturaleza, pese a que muchas veces, en su efusividad, pueden ser algo bruscos. Criados en un ambiente de amor y respeto sí serán tus mejores amigos y cuidarán a tus hijos y tu casa. Los expertos advierten que, contrario a la creencia popular, las razas más pequeñas pueden ser algo más complicadas cuando tienes niños pequeños: pueden ser perros nerviosos y más agresivos.

Beneficios:

- Gatos: Los gatos son independientes y dan poco trabajo. Requieren menos atención y son bastante saludables. Si tienes poco tiempo, en general no requieren que los saques a pasear y gran parte del tiempo van a estar limpiándose, durmiendo o preocupándose de sus propios asuntos. No todos son iguales, eso sí: los siameses son bastante activos, mientras que los birmanos y los persas tienden a ser muy tranquilos.

- Perros: Los perros, en tanto, son la compañía perfecta si tienes hijos o si quieres un compañero de aventuras. Les encantan los viajes y se adaptan a casi cualquier escenario: pueden acompañarte a trotar, a andar en bicicleta, a subir cerros, a surfear, etc. Son la excusa ideal si te gusta caminar en las tardes por la ciudad.

Los "contra":

- Gatos: Los gatos, por su naturaleza, tienden a ser mascotas de casa. Por lo tanto, si te gusta la vida al aire libre, vas a tener que invitar a amigos o tener un buen par de audífonos, porque no te van a acompañar. (Bien lo sabe el editor, que intentó llevar a su gata a acampar)...

- Perros: Por su parte, los perros son ruidosos, necesitan mucha atención y dedicación e implican mayores gastos, ya sea de alimentación, entrenamiento, cuidados higiénicos o de veterinario. Además, viven en general menos que los gatos.

¿Te ayudó?, no olvides compartir. :)


0 vistas
BANNER.jpg

Contacto Publicidad

Hola@pethappychile.com